Dormitorios pequeños

¡Hola a todas! ¡Qué bueno pasarse por aquí de nuevo! Hoy os traigo un post que hacía muuuucho que os debía: cómo decorar dormitorios pequeños, y en este caso, cómo decoramos nuestro dormitorio en el apartamento

Las medidas de nuestro dormitorio no llegan a 8 metros cuadrados, para que os podáis hacer una idea. Aún así, tiene mucho encanto por tener los techos altos e inclinados. Decidimos buscar pocos elementos, que no recargaran mucho la estancia y que ayudaran a conseguir el máximo de espacio posible. 

Es por ello que decidimos poner una cómoda doble de Ikea (que por desgracia está descatalogada) en vez de un armario. Esto a la vez también nos forzó a ser minimalistas en cuanto a la ropa cuando pasamos temporadas aquí.

Le di un toque a la cómoda y en vez de poner los pomos de madera con los que venía, los cambié por unos redondos en dorado que compré en Leroy Merlín. En cuanto a la cómoda, tenéis esta opción en Ikea que es lo más parecido que he encontrado. 

Encima de la cómoda pusimos un espejo redondo (para romper con las líneas rectas de la habitación) con el margen también en dorado de hannun bcn. Lo podéis ver aquí. 

Decidimos dedicar a la pared principal un papel de la marca Coordonné. Lo compramos hace años así que este mismo modelo no está disponible, pero seguro que podréis encontrar otros preciosos porque esta marca es brutal. De este modo, eliminamos el cabecero de la cama. Muchas me preguntáis si el papel se ensucia sin cabecero, ¡y para nada! La cama es un modelo muy sencillo de Muebles Lufe que tiene espacio en la parte inferior, cosa que nos permite guardar cosas allí.

A modo de mesillas pusimos dos lámparas de ratán que compramos en westwing. Tenéis de parecidas aquí.

También tenemos una mesilla de crochet, con patas de madera (que no medí demasiado) y que se pasa de medidas para este dormitorio, pero que me gusta tanto que soy incapaz de deshacerme de ella 😉  

La planta es artificial; aquí en el apartamento no puedo tener plantas naturales fuera de temporada porque se me morirían de finde a finde. Lo compré de un escaparate de Pull & Bear, todavía no sé si siguen haciéndolo pero si alguna vez véis algo de deco que os gusta de un escaparate, no dudéis en entrar y preguntar 😉

Las cortinas son de lino blanco de Ikea (aquí), y la barra de cortinas la hicimos nosotros mismos, porque las que hacía Ikea las descatalogó (otra gran pena, la verdad).

¡Y se terminó la habitación!  ¿Qué os ha parecido? Espero que os dé muchas ideas para decorar vuestras estancias. ¡Mil gracias por estar al otro lado!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.