Lo que no te enseño en Instagram

¡Hola de nuevo!

Estoy segura de que esta entrada os encantará o al menos, estoy segura que llamará vuestra atención: “lo que no os enseño en Instagram”

Son muchas las veces que he recibido comentarios y preguntas de cómo es posible tener la casa tan ordenada, que mi hija siempre vaya tan mona, que tenga tiempo para arreglarme, que todo siempre esté impoluto y perfecto… También he recibido comentarios bastante más desagradables tachándome de mala madre por estar haciendo postureo de fotografías irreales en vez de estar con mi hija, aunque estos últimos son pocos y no les hago demasiado caso. 

Pues hoy vengo a desvelaros el misterio y lo haré con una sencilla pregunta: ¿vosotros colgáis en vuestro Instagram fotos feas? ¿os ponéis de perfil de Facebook una foto en la que no salgáis bien? ¿enviáis una foto por whatsapp que no os guste? ¿Verdad que no? Pues yo tampoco, y eso, no afecta a que tengas más o menos seguidores, es una razón puramente personal, nos gusta mostrar aquello que vemos bonito y que creemos que al resto también puede gustar. Además a mi, se me junta que desde hace un tiempo me gusta crear composiciones (bodegones) y hacer fotos, es como mi hobby, así que en mis (pocos) ratos libres me dedico a ello, en vez de ver la televisión, ir al gimnasio, leer un libro o lo que sea que os guste hacer a vosotros; yo me imagino, dibujo y planteo fotos. Y esto es todo, no hay más. Ni mujeres de la limpieza, ni canguros, ni nada de nada…

Yo creo que el problema está cuando vemos una foto en las redes y nos creemos que tooooda la vida de aquella persona es así: ordenada, perfecta, maravillosa, siempre sonriente, con el desayuno en la cama, la hija preciosa, con mil planes siempre… pero no. Evidentemente soy humana y tengo los mismos problemas, malos días y marrones que el resto de mortales. Nunca ha sido mi intención mostrar una visión de la realidad que no se corresponde. Sólo hace falta ver los comentarios que acompañan mis fotos, o mis posts personales sobre la maternidad, creo que se alejan bastante de una realidad fantasiosa. 

Así que cuando veáis una foto mía por las redes, no os creáis que siempre es así ¡por favor! también hay momentos de caos, sólo que en vez de hacerles fotos lo saco en stories, que es mucho más divertido. 

Es verdad que en casa nos gusta tener las cosas ordenadas y nos esforzamos en ello. Algunos trucos son tener pocas cosas, intentar ordenar siempre por la noche cuando la peque duerme y organizarnos de la mejor manera posible. Hay días que no se puede, pero por norma intentamos que siempre sea así.

Y para demostraros que toooodo lo que os digo es verdad, os he hecho una serie de fotos del antes y después, o expectativas versus realidad… no sé; ¡llamadlo como queráis! Espero que os gusten:

Esta es la habitación que más sufre el paso de nuestra salvaje… Nos va genial porque así limitamos un poco el caos. Al menos de momento. 

Mi mesa de trabajo cuando no es pinterest pero si multitarea: preparo un post, busco telas, filtro arena para el obrador de V, anoto en las agendas y voy haciendo capas de chalk paint

Y sin duda, mi preferida: el precio que hay que pagar para poder coser un poco. Esta foto se la envié al amore por whatsapp con un texto que ponía: al fin he podido coser! jajajaja!

Y después de estas fotos, os dejo con la entrevista que nos hizo Miriam Tirado, una gran periodista y experta de maternidad, paternidad y crianza hablando sobre el caos. 

No perdáis la oportunidad de ver su canal de youtube, blog, instagram, facebook y twitter. En casa somos muy fans de ella, incluso antes de que llegara Valentina. Compartimos su visión de crianza y nos ha ayudado muchísimo, así que podéis imaginaros la ilusión que me hizo cuando recibí su mail con la propuesta.

De mi jeto y la verguenza que pasé mejor no comento nada, me ha servido de entreno para cuando me ponga finalmente delante de la cámara para hacer mi vídeo de presentación. Pronto os lo enseñaré, mientras tanto podéis ver mi canal de Youtube aquí.

¡Espero que os haya gustado, nos vemos mañana!

10 Comentarios

  1. m_demai marzo 7, 2017 at 9:37 pm

    jajajajaa!!!!!

    El preu d’una foto bonica!! m’encanta casa teva encara que estigui a modo caos!!!
    pd: se m’ha cremat el sopar per estar llegint el post!!! jajajaja malas madres siempre habrán para quien juzgue más allá!!!

    Un petó bonica

  2. Mientras vivimos marzo 7, 2017 at 9:40 pm

    Un post genial Esther! desde luego la realidad se aleja mucho de lo que vemos en las redes sociales, pero sin duda, fotos coo las que tú compartes son muy inspiradoras. un beso!

  3. Misminiprincesas marzo 7, 2017 at 9:48 pm

    Muy buen post y muy cierto todo. Por cierto la entrevista me ha gustado mucho y sales muy bien mujer, que decías que salías con cara rara y para nada jeje. Lo cierto es que a mí también me inspira mucha calma tu casa, yo estoy pendiente de hacer algún pequeño cambio con eso de los tonos más claros y tal, no es que tenga la casa pintada de colores fuertes, pero hace tiempo que quiero volver al blanco pero mi marido se pone malo cuando me oye decir que hay que pintar jajajaja.

  4. Domi marzo 7, 2017 at 9:56 pm

    Muy bueno, en realidad mi casa se parece un poco a esas fotos, mi peque con lo que más disfruta es con esturrearlo todo por tooooda la casa.
    No obstante como bien dices nos gusta ver cosas bonitas por Facebook o Instangram, cuando ponemos algo intentamos que sea lo más bonito posible.

    Me encanta tener un ratito para leer tus posterior

    Ciao!!!

  5. Flores marzo 7, 2017 at 10:08 pm

    Bueno, la gente que se mete en lo que no le importa… mala madre?? Eres madre trabajadora, y punto. Mucho ánimo y a seguir currando así de bien y de disfrutar de esa linda criatura que te acompaña!!

  6. silvia marzo 7, 2017 at 10:31 pm

    Ay Esther! No te disculpes! Cada uno entiende lo que quiere al ver una foto. Mi casa es igual que la tuya y de normal está desordenada, pero si algún día subo una foto que se ve ordenado, también me han dicho que he ordenado para la foto! jejejee! Y claro que siempre se suben fotos bonitas para inspirar! Un beso guapa

  7. Happypeques marzo 7, 2017 at 10:34 pm

    De debo que m’encanta seguir-te perquè ets realista! Les coses tal com són però la vida et dona o et brinda que t’agradín hobbies tan guays com poden ser els bodegons i que després els puguis il•lustrar o mostrar al món!!

  8. Rocío marzo 7, 2017 at 10:47 pm

    Jejeje!! Qué post más original 😊 Pues nosotros tambien somos muy ordenados y con un peque también se puede seguir siéndolo! Así que aquí tienes a otra de tu club que te anima a seguir haciendo esas fotos pinterest tan ideales y también realistas, por qué no?
    Un besito GRAAANDE

  9. jess marzo 8, 2017 at 10:32 am

    Me sentit identificada, no deixem de ser mares que volem fer el millor, organitzades i realitzades al dia a dia!
    M’ha agradat molt llegir el post, veure imatges i tot el “kaos”, com ens passa a tots…
    Gràcies per compartir!

  10. judit marzo 11, 2017 at 7:22 pm

    Yo también soy de las ordenadas. Lo necesito y además me parece que es mucho mejor para tener una vida cómoda y tranquila. Evidentemente hay momentos de desorden pero luego todo vuelve a su sitio. Y sí, antes de ir a dormir necesito dejar los cojines bien colocados en su rincón del sofá pero qué placer levantarse en una casa lista para estrenar.
    Un saludo

Dejar un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *